Lullaby

abril 3, 2012

Trataré de ser objetivo con este cómic, lo que sucede es que en este tuvieron que ver mis buenos amigos de Quimera, la historia es de Mike S. Miller y Ben Avery, y las ilustraciones son de Hector Sévilla, ¿De que va? La onda es así, comienza el comic en un estilo “realista” donde dos coches chocan por evitar un conejo blanco, y entonces cambia el estilo y comienza a ilustrar Sévilla, con un dibujo muy atractivo pero que bebe mucho del manga, para los fans del manga les parecerá genial, el caso es que seguimos a la niña, a Alicia, que llega a una especie de País de las maravillas, donde se vuelve de las meras meras de la reina de corazones, luego se le une caperucita roja, que es mitad loba y el flautista encantador, con un pasado oscuro pero que es obvio que es el niño que iba en el otro carro en el accidente, nomas que no se sabe que pasó con él desde entonces.

Luego ya con un grupo bastante pintoresco pareció no bastar a los autores y metieron a Pinocho (bastante desagradable) y Jim Hawkings, que es una especie de Garfio/peter pan con una espada tiburón, y un cotorro, y ya se echa a  perder el cómic, es una mezcla de cuentos, pero con sabor a rpg de videojuegos, pero con sus “chistes” y “misiones” al estilo anime e historias secundarias y la neta es que se cae, empieza muy bien pero va en declive y en declive y jamas se levanta, en fin, la parte gráfica es buena, pero la historia no lo es, por lo que le dejo un 6, un cómic como dice mi buen amigo Pedro Ajás, leerla nomas pa´estar enterado, y eso si quieren estar enterados, lo pueden pasar de largo.

Anuncios